Evolución de una empresa de éxito

La evolución de una empresa de éxito tiene que ver con la visión del fundador, su gestión, contar con un producto o servicio que cumpla con los requerimientos del cliente, que tenga un toque de pasión, se cuente con los recursos y el esfuerzo que sea necesario. Un toque de suerte nunca esta de mas!

Repasemos el recorrido para esa consecución, al inicio un emprendedor se convierte en todologo dentro de la empresa, su funciones tienen que ver con negociar y comprar, vender y cobrar, llevar las cuentas y apoyarse de personal operativo. Generalmente, cuando se habla de temas como la contabilidad ésta se enfoca para un cumplimiento fiscal; en el acta de constitución de las empresas se establece la conformación de un Consejo de Administración, que es el órgano en el que recae la administración del negocio, sin embargo su gestión se limita a que es un requisito meramente formal.

En una segunda etapa, ya con un crecimiento respetable, el propietario se designa Gerente General, a la vez se da cuenta que ya no pueda estar bajo su responsabilidad tantas tareas y decide por delegar algunas de ellas, generalmente a personas de confianza, familiares o amigos cercanos. Se da cuenta que necesita prepararse en varios ámbitos y participa de charlas y seminarios que le puedan apoyar; también se da cuenta que necesita establecer la Misión y la Visión del negocio. En este punto la empresa ya ha crecido a un nivel que la complejidad y volumen hace necesario la compra de un software que apoye las actividades de contabilidad, de ventas y producción que le apoye en la preparación de los resultados.

Un tiempo después y conforme el crecimiento, el gerente general ve la necesidad de profesionalizar mas su negocio, busca separar los gastos personales de las cuentas del negocio, se propone crear una Junta Directiva, hace esfuerzo por que haya transparencia y rendición de cuentas, elabora un plan de negocios, comienza a preparar un sucesor. 

Ahora bien, no obstante todo ese recorrido y éxito conseguido, en toda empresa llega un momento en que se debe hacer una profunda evaluación, en la cual debe analizar dónde se encuentra y hacia adónde se quiere llevar la organización; imaginemos una gráfica del ciclo de vida que traza el comportamiento ascendente de los negocios por muchos años, luego un período de estancamiento en el cual si no se revisa y se reinventa, procediendo a eliminar toda esos procesos y gastos que se tiene de más y que generan mermas en la utilidad, entonces, llegará un período de decadencia, el cual puede convertirse en una caída incontrolable y definitiva.



Etiquetas: